martes, 21 de octubre de 2008

Memoria histórica

Resulta insólito que, cuando se cumplen ya casi 70 años desde que se silenciaron los cañones de nuestra contienda civil, los nietos de los combatientes continuemos enfrascados en una encarnizada batalla, aunque ahora sea ideológico-política.

Mi memoria es exigua, incluso para las cosas que sucedieron ayer mismo. Sin embargo, en mi caso (y casa), la reconciliación está fuera de toda duda, ya que, siendo yo nieto de falangista, la mujer que quiero es nieta de alcalde republicano.
Aunque,- no me hagáis mucho caso-, creo recordar que alguien comentó algo así como que “el matrimonio es el arte de la guerra por otros medios”…

Pero prefiero la batalla bajo las sábanas que la pelea sobre las tumbas

Saludos
Tordon

PD: Por cierto: ¡¡¡me rindo!!!

22 comentarios:

Anónimo dijo...

Según dicen los tratados de psiquiatría (y la lógica sensatez), para que el ser humano pueda superar la pérdida de sus seres queridos, hace falta "hacer el duelo": enterrar a sus muertos, poder llorar ante sus tumbas, comprender que su muerte, algun día, sera aceptada cuando la historia haya hecho justicia... de lo contrario, todos esos sentimientos encontrados se volverán contra la sociedad.
¡tienen derecho a ello!

Pele Ón dijo...

Cuando hay un vencedor y un vencido, todos pierden. La verdadera victoria es la asimilación y simbiosis.
Tengo un borrador de la memoria histórica y jucio al franquismo, lo saco un día de estos.

Tordon dijo...

¿Y quién pone el límite cronológico a los desenterramientos? En Asturias,por ejemplo, mucha gente está pidiendo que se revise el periodo sangriento de la revolución socialista del 34.
Remover las tumbas no es terapeútico, aunque lo digan los tratados de psiquiatría.

Anónimo dijo...

Creo que sobran discusiones. La realidad habla por sí sola. La gente quiere a sus muertos. Necesita justicia.En algo, creo yo, nos diferenciamos de los Uthus y Tutsis. Es lo que tiene el estado de bienestar, nos permite desarrollar los sentimientos humanos.
Si ponemos límite cronológico, ¿porqué perseguir a los nacis, a los terroristas, a los asesinos...?
Seguro que ellos también tienen una explicación lógica (y comprensible) para sus actos.
¿Cómo explicar a esos Asturianos que deben olvidarse de sus derechos para priorizar los de otros...?. Ha pasado tiempo, sí, pero ello no implica olvido. Debemos permitirles, ayudarles, a conciliarse con la vida, sólo así podrán perdonar
Remover tumbas no sólo es terapéutico sino necesariamente ineludible.

Anónimo dijo...

Pues ...que quereis que os diga??

Tener esos muertos tirados por ahí desde hace tiempo no me parece ni normal, ni humano, ni de buen vencedor ni de buen perdedor, ni de nada.

Me importa muy poco el bando del que sean.
Desenterrar a los muertos y darles digna sepultura es de justicia humana.
En eso estoy de acuerdo.

Otra cosa es querer sacar rédito político.
Los españoles ya firmaron hace tiempo la paz, el perdón y el olvido, pues no hay nada peor que una guerra entre hermanos.

Ya está la justicia bastante colapsada como saturarla mas....no puede la justicia con lo que sucede ahora como para pedirle cosas que sucedieron hace casi 80 años.

He oido decir que no se cuantos descendientes de "moros" que lucharon enel bando nacional y murieron en batalla, están reclamando indemnizaciones millonarias.

Esos muertos que están sin desenterrar son como una muela podrida que ni te duele ni se ve cariada por fuera, pero huele.
Necesita un buen dentista que la saque.
Es por salud, la tienes que sacar aunque te duela un poco cuando lo hacen.

Salu2

Anomomius

Tordon dijo...

Como terapeuta, conozco bien que es necesario tratar las causas y no solo los síntomas.
¿Qué desencadenó la guerra civil?
¿Quienes eran -en aquella época- los nefastos gestores que indujeron a que medio país se levantara contra el otro medio?
Por ahí debería empezar el juicio histórico.
Lo demás son partidismos injustos, aunque se disfracen de ecuanimidad.

Tordon dijo...

Mi querido anomomius:
Resulta cuando menos sospechoso que cuando se van a cumplir 70 años de los hechos que se juzgan, el "buen dentista" se acuerde ahora,-justo ahora,con la que le está cayendo encima- de la justicia redentora.
Mejor se dedicaba a solucionar los problemas del desempleo y de la crisis económica, que mire Vd. pòr donde, para algunos es bastante más angustiosa que un simple dolor de muelas.

Anónimo dijo...

No es por discrepar contigo Tordon, pero le recuerdo que la ley de memoria histórica se aprobó democráticamente cuando la economía iba bien y todos viviamos en los mundos de Alicia.

Los muertos no entienden de crisis, ¿si no se sacan cuando la economía va bien y no se sacan cuando va mal...........cuando entonces??.

Todos sabemos lo que son las cortinas de humo que sacan los gobiernos cuando las cosas van mal.
Tontos no somos.

Otra cosa son ciertos jueces estrella, asociaciones chantajistas, la manipulación mediática, etc...pero es otro tema.

Da para tanto el asunto que sería eterno debatirlo por aquí.


Salu2

Anomomius

Tordon dijo...

Solo me queda la esperanza que la memoria no sea selectiva y discriminatoria, que se recuerde con ecuanimidad a TODOS los muertos, no solo a los de un bando, que las neuronas del recuerdo no sean solo rojas, y que la sangre de los lucharon por sus ideales nos redima a todos.
Amén.
(Pero me temo que va a ser que no)

Anónimo dijo...

Mi Querido Tordon,
Yo tambien soy terapeuta. No hablamos de remover la guerra civil sino de devolver los muertos a sus familiares.
No va usted a conseguir llevarme a su terreno, no discutiré sobre "rojos o azules" (afortunadamente la VIDA tiene muchos más colores, por lo menos la mía) No sea usted partidista: sólo usted habla de "muertos rojos" (se le ve a usted el plumero). Los "muertos y sus familias" son universales. Se ha perdonado en ambos bandos pero permita y apoye usted a toda esa gente que quiere una sepultura digna para los suyos: Los míos así la tienen.
Reciba usted "un fuerte abrazo rojo", de corazón se lo mando

Anónimo dijo...

Permitame un ejemplo real: No conocí a mi bisabuelo, ni mi padre (su nieto), ni mi abuelo (su hijo). Fué asesinado a tiros en CUBA (nada de guerra civil española)hacia 1870 (aprox)
Mi familia ya ha realizado 4 viajes a la isla para intentar encontrar su tumba sin resultado, por el momento...Quizás algun día

Anomomius dijo...

Algunos verán colores cuando saquen a los muertos de las fosas.

Unos verán rojo...otros azul.
Yo lo veré al inicio negro, negro luto.
Y luego blanco, blanco limpio.

Todo depende del ojo con el que se mire, y para gustos se hicieron colores....eso dicen.

Yo estoy de acuerdo con que se desentierren TODOS los muertos, sean azules, rojos, verdes, amarillos, etc.

¿No estamos desenterrando a unos "momius" de Atapuerca?, desenterramos a muertos de hace miles de años y dejamos a los recientes sin desenterrar.

Lo que no se puede es seguir así eternamente, basta con mirar por ejemplo la guerra de la antigua Yugoslavia, allí ya llevan tiempo desenterrando las fosas comunes.

Aparte de eso la ley de memoria histórica lleva una memoria económica....pero eso ya es otro tema.

Salu2

Anomomius

pd. últimamente cuando viajo en coche y me veo con ganas forzosas de parar para "orinar" en una cuneta, miro bien donde lo hago antes, no sea que sin querer este relajando mi vejiga encima de algúno de esos cadáveres que quieren recuperar.
Y no lo hago solo por respeto, lo hago por si algún dia hacen pruebas de adn para saber como y quién lo asesinó u ajustició y resulte que me acusen a mi cosas de hace 80 años.

Pele Ón dijo...

La última guerra de que hablamos fué civil, y parece aún quema...
Una vez, Fernán Gómez, en una entrevista, dijo que lo que más le había sorprendido de Europa, cuando tuvo la oportunidad de poder ir, es que se habían reconciliado enseguida, todos p'alante y aquí paz y después gloria. También resaltó que nuestro enemigo no era externo, sino nuestro propio vecino por no decir amigo o hermano; eso marca mucho, y el ganador se encargó, durante muchos años, de mantener vivo el odio. Al final, gracias a los Beatles, a Enmanuelle, Tierno Galván y tantos otros, salimos airosos de la noche oscura del alma (en la que también llovía, más que ahora, a pesar de la pertinaz seguía).

Tordon dijo...

Mi querido terapeuta anónimo:
Espero que interprete Vd. los síntomas de sus pacientes mejor que mis palabras.
Me reprocha Vd. que solo hablo de muertos “rojos”,-partidismo, lo denomina- pero creo que su interpretación se reduce a un problema de lectura comprensiva, ya que si relee con atención mi último comentario podrá comprobar que textualmente habla de que “las neuronas del recuerdo no sean SOLO rojas”, y de que “se recuerde con ecuanimidad a TODOS los muertos”. No ponga en mi boca palabras que no he pronunciado, ni formule juicios (prejuicios) temerarios.
Por otro lado, asegura Vd. que las discusiones sobran, afirmación harto dudosa, ya que hace tan solo unas horas la Fiscalía de la Audiencia Nacional considera que las pretensiones del juez Garzón “aboca inevitablemente a una Inquisición general en nuestra Constitución”. Asimismo,se invoca la Ley de Anmnistía de 1977, aprobada por un Parlamento democrático en la transición.
Resulta torticero y manipulador invocar al “derecho que todas las familias tienen de enterrar a sus muertos” ya que a este argumento, por obvio, nadie en estado de lucidez intelectual y moral, podría oponerse, por lo que su referencia constituye una falacia pueril y demagógica. Nadie discute eso, sino el “modus operandi”, su oportunidad y la nula credibilidad del que lo instiga.
Por cierto, tiene Vd., -considerando sus antecedentes familiares-, una gran oportunidad para pedirle a nuestro “magistrado estrella” que abra un proceso a la última y vergonzosa dictadura de la nación cubana. Ahí habría mucho que juzgar, pero no creo que nuestro amigo esté por la labor.
A la “Justicia” y a algunos comentaristas,-por desgracia- también se les ve mucho el plumero.

Tordon dijo...

Mi admirado "Momius":
Me divierte sobremanera su acentuado sentido del humor (negro),aunque le recomiendo,-para sus desahogos urinarios-, los establecimientos o lugares destinados a tal fin.
Agradecemos su acendrada vena ecológica ,pero creo que nos las arreglaremos bien para combatrir la sequía sin su colaboración.

Tordon dijo...

Mi querido Peleón:
Su comentario excede la "garzonada" a debate, adentrándose en el terreno de lo puramente ideológico.
Acepto Beatles y Enmanuelle como alegres divertimentos de nuestras fantasías juveniles, pero para salir de las oscuridades del alma, permítame escoger otras referencias más sustanciosas.
Referencias que no coinciden precisamente con las suyas.
Un cordial saludo
Tordon

Tordon dijo...

Y a la vista del éxito obtenido, prometo añadir en el blog entradas sobre los toros , el matrimonio de homosexuales , la Ley de Educación para la Ciudadanía y la boda de la Duquesa de Alba.
¡Más madera!

Pele Ón dijo...

Nunca se podrá agradecer suficientemente a algunos como Torcuato Fernández Miranda y Tierno Galván su contribución a la transición, de la cual debemos sentirnos orgullosos.
En cuanto a debates, cuando se te acaben los temas se me ocurren unos cuantos muy adecuados, pero sólo los hombres estamos capacitados para entenderlos...
(ya verás, ya, la que acabo de montar...).

Tordon dijo...

Me congratula contar con lectores tan inteligentes. Todos los comentarios a esta entrada derrochan sensibilidad y cordura.
Gracias a todos.

Anónimo dijo...

De vuelta, puedo comprobar cuánto le puede alterar a usted ciertas opiniones. Tenga cuidado con alterarse, no es bueno para su corazón. De nuevo, un fuerte y rojo abrazo

Tordon dijo...

¡Gracias, compañeru!
Otro para ti.

Anónimo dijo...

Estimado anónimo, a usted también se le ve el plumero.
No hay abrazos con color, ni rojos ni azules.
Los abrazos no tienen color y si sentimientos.
Pueden ser verdaderos o falsos, fuertes o suaves, de amor o amistad.
Deje usted de verlo todo rojo se lo recomiendo, pues todo depende del ojo con que se mire, se lo recomiendo por su salud mental.

Una persona que tiene predilección por un color nunca es neutral.

Salu2

Anomomius