martes, 6 de diciembre de 2011

FRIGILIANA

Considerando mi notoria querencia por las elevadas temperaturas, deduzco que – con total seguridad- en mi vida anterior fui Juana de Arco, S. Lorenzo, o alguien parecido. Y así, nada más comenzar el invierno, quemado por el frío y la nieve del Norte-¡menuda paradoja!, me escapo a mi Rinconcito Victorioso, un remanso de paz sureño, en el que –como decía la Carrá- se hace bien el amor.

Y levantarse por la mañana contemplando la vista que podéis observar en las fotos, debería cotizar obligatoriamente en Hacienda. (Shhhhh, no demos pistas…)


Y exactamente lo mismo que yo debieron pensar los comerciantes fenicios, los cuales, atraídos irresistiblemente por el sol, los finos, los espetos y las vigilantes de la playa, asentaron sus reales a lo largo de esta acogedora costa.


Y llegó a tal punto la concentración de turistas frigios en esta cálida zona que algunas urbanizaciones cercanas a Malacca-Madre, tomaron su nombre de los “guiris” que en ellas construían sus chalés. Y así nació Frigiliana, un magnífico pueblo de reminiscencias tunecinas y que es el único en Europa que en la actualidad elabora miel de caña.



Y disfrutando de esas hospitalarias tierras, en la foto, podéis contemplar al Coma-Andante acompañado por una de sus chicas favoritas, una mujer que para él es mucho más que una amiga.

(El comandante es el de las gafas de sol pequeñas, so listos).


Sí, se trata de la hermosa Sara, una "crak" que ha heredado la belleza de su madre y la inteligencia… de su madre.


Aunque yo también debo también caerle bien a la muchacha, ya que en caso contrario no se justificaría la leyenda que porta en su camiseta:




Bueno, os dejo, que se me acumula tanta belleza y me estreso.

14 comentarios:

solitaria dijo...

Yo me presento voluntaria para portar una camiseta que diga: Este supermacizo de aquí al lado es mi hermano, pero ¡llévame contigo al solecito córcholis!.Desde el norte trabajando de noches con amor....

Pele Ón dijo...

Che sara, sara.
Bss y bss (a Vd, un saludo marinero, claro)

silvo dijo...

Cómo te lo debes estar pasando, si sabrían los fenicios de esos lares si en barco volaban las nboticias, a disfrutar que al regreso volverás a encontar el frío que dejaste, eso sí con este verde parece que se soporta mejor, salu2

Isabel Martínez Barquero dijo...

Qué envidia me dan esas fotos del mar. Supongo que son del Rincón de la Victoria, tal y como se expresa, Coma-Andante.
Tuve un tiempo, lejano ya (tempus fugit) en que me levantaba a diario con un paisaje similar. Snifff.

Sara es un encanto y usted luce deportivo y joven. No puede quejarse. Tiene caña para rato con la miel de caña.

Salud2 y abrazos, algo envidiosos hoy, para qué engañarnos.

Conguito dijo...

Me he quedado sin palabras. Felicidades al profe, a su querida Nubia y a su niña querida.

Besos

Food and Drugs dijo...

Salís, padre e hija, estupendos en la foto.
Y qué decir del pueblo... El sur es otra cosa. Por algo será que media Europa lo elige como destino para sus vacaciones.
Como para que en tiempos se les pasase por alto ese detalle a los fenicios.
De hecho, estos eran ante todo comerciantes, pero no cabe duda de que también les tiraba eso de la buena vida.
;-)

Tordon dijo...

Eso de trabajar "de noche con amor" suena fatal, estimada Solitaria.

Espero que sea de enfermera...

Un besote soleado

Tordon dijo...

No se pase usted con los besos a la niña, estimado Contramaestre, que el padre de la criatura tiene el trabuco cargado y el dedo en el gatillo...

Un abrazo marinero para usted, que -como diría Silvo- "mariconaes ,les justes"

Tordon dijo...

Tiene usted razón, estimado Silvo,nada puede compararse a nuestra mítica fabada y a nuestros escalopines al Cabrales.
La única pega que pongo a nuestro querido "paraiso natural" es que no tenga calefacción central...
¡Mecagüen...!
Salu2

Tordon dijo...

Su sana envidia es de etiología incierta, estimada Isabel, ya que usted reside cerca, a la vuelta de la Gata.
Agradezco sus mentiras piadosas-¡deportivo y joven!- esas perlas bienintencionadas que tanto reconfortan mi espíritu.
Pero sí, tiene razón,soy "peleón a tope", y lo seré hasta que la muerte me separe de las gafas de sol.

Besotes

Tordon dijo...

Mis hijos, estimada Conguito,-y en dura competencia con los suyos y los de unos cuantos millones de padres más-, son los mejores del mundo.
Y los más guapos.

¡Ay, la naturaleza humana, y su subjetivo sentido de la prole!

Pero así somos y - en previsión de males mayores- así debemos aceptarlo.

Besotes

Tordon dijo...

Los fenicios, estimado Fudandrús, se acomodaron al solecito y la playa sureños, y eso les privó de experimentar el éxtasis de un buen pulpo a la gallega o el orgasmo de una sabrosa fabada asturiana.

Eran listos, pero no tanto.

Salu2

Fiebre dijo...

Y mi tfno en silencio...¡snif!

Tordon dijo...

Sabe usted bien,mi querida Fiebre, que nada me agradaría más que disfrutar de su augusta presencia, pero soy tan desastre que me olvidé el número de teléfono en casa.
No obstante, recuerde que el delincuente siempre vuelve al lugar del crimen y tiempo habrá para que usted me instruya en los impenetrables secretos de su hermosa ciudad.
Un besote.
PD:¡Ay, tan cerca y ,sin embargo, tan lejos...!